Lun. Oct 25th, 2021

En primer lugar, hay que tener en cuenta que élLa casuística de seducir a tu pareja para que conduzca en moto es infinita. Cada relación es diferente, eso está claro, pero más allá de eso, cada persona es diferente. El mismo punto de partida es importante: seducir a alguien que no conoce el mundo de las motos no es lo mismo que alguien que le teme directamente, o peor aún, que lo detesta.

No es nuestra intención convertir el agua en vino (ver milagros), sino acercarnos al tema desde el supuesto de la ignorancia. la maravilla de andar en moto en tu tiempo libre. El titular también es un poco ambiguo, ya que puede tentar a la pareja a viajar con nosotros o conducir su propia motocicleta. Consideremos este segundo caso, tan atractivo y deseable, como un desarrollo ulterior del primero; Significa cuando sucede que la seducción ha tenido éxito.

Vamos a ir al grano. El primer punto es tan importante como fundamental: la primera experiencia debe ser recordada y recordada como placentera y divertida. Se requiere extrema precaución aquí. Como analogía, imagina que es la primera vez que navegas en un hermoso día. Buen viento y poco oleaje pero resulta que eres sensible al mareo. Durante toda la navegación, lo único en lo que pensarás es en volver a puerto y no querrás pisar nada que flote. Tienes que tener la misma precaución si tu pareja nunca ha montado en moto y elegir bien la ocasión y el entorno. Si su primera experiencia es agradable, querrá repetirla.

Como dije, hay gente para cualquier cosa y cualquier cosa puede gustar, pero es deseable. No tener frío en la primera caminata y, lo que es más importante, no tener miedo. La capacidad de una motocicleta para acelerar es generalmente mucho mayor que la de cualquier otro vehículo terrestre, y es posible que sienta la tentación de mostrarle a su compañero “lo bien que conduce su montura”. Tenga cuidado porque aquí es donde posiblemente desarrollará un hábito por el resto de su vida. En estas circunstancias, usted tiene los perdedores a largo plazo. Así que pasemos de menos a más.

El tiempo y el lugar son más importantes que la propia bicicleta.. No es lo mismo pasear por las amplias calles del polígono industrial más cercano con tu pareja en el RR que invitarlos a un fin de semana romántico en una ciudad que ustedes dos no conocen (elige la que quieras) y explorar sus barrios a lomos de un scooter 125 que alquilaron juntos. Estarán Una experiencia tan bonita, romántica y agradable asociada a la moto como alquilar una Grand Tourer y dejar Paradores en España., pero igual o más eficaz y mucho más económico.

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *